Día Nacional del Celiaco: son guapas y admiradas, pero también humanas

0
452

¿Qué tienen en común Miley Cyrus, Jessica Simpson, María Valverde, Amaia Salamanca y Cecilia Freire? Pues que, aparte de que son actrices, todas ellas también son celiacas. Así, al igual que les ocurre a millones de personas en todo el mundo -por aquello de que a pesar de que son guapas, admiradas y queridas, no dejan de ser humanas-, estas mujeres son intolerantes al gluten, una proteína que se encuentra en el trigo, la cebada, la avena y el centeno, y por lo tanto tienen prohibidos una interminable lista de alimentos que la contienen.

Por suerte, ya son muchos los productos que podemos encontrar en las estanterías de los supermercados que se han fabricando pensando en este colectivo. Eso sí, hay que tener en cuenta el precio, porque en un estudio elaborado el año pasado por Celíacos.org, se aseguraba que una familia con un miembro celíaco podía incrementar su gasto en la cesta de la compra en casi 935 € al año.

Es casi seguro que a ninguna de ellas este gasto excesivo debe suponerles ningún problema, porque a fin de cuentas son unas privilegiadas, pero qué pasa cuando van a fiestas, estrenos o eventos, o cuando están en pleno rodaje… Pues que, como les pasa a todos los que sufren esta enfermedad, tendrán que tener mucho cuidado con lo que comen porque, aunque existen diferentes grados, las consecuencias de comerse un delicioso brownie o unos simples macarrones pueden ser importantes.

Miley Cyrus

Estados Unidos es uno de los países que no se caracteriza precisamente por tener la mejor alimentación. Es cierto que en ciudades como Nueva York, Los Ángeles o Washington pueden encontrarse los restaurantes más healthy (y también más caros) del mundo, pero para ser realistas Norteamérica es por excelencia la tierra de las hamburguesas y la comida rápida. Así es que es más que probable, que la protagonista de Hannah Montana no lleve nada bien esto de ser celiaca y no poder hincarle el diente a una deliciosa hamburguesa con patatas. Por el momento, tendrá que conformarse con olerlas.

Jessica Simpson

Aunque también vive en Estados Unidos, seguro que ella lo lleva algo mejor que Miley Cyrus. Aunque no sabemos si su reconocida adicción al alcohol y a las pastillas le ayudarán mucho a sobrellevar esta enfermedad. Lo que parece claro es que la actriz y diseñadora tiene terminantemente prohibido ingerir cualquier tipo de alimento que contenga gluten si no quiere que las úlceras que le aparecieron en el estómago hace años (y que fueron el motivo que le llevó a descubrir su intolerancia) se repitan.

Maria Valverde

Aunque a nadie le amarga un dulce, lo cierto es que a las actrices patrias seguro que les resulta más sencillo enfrentarse a esta enfermedad. No hay lugar a dudas de que España es uno de los países en los que mejor se come, ya que contamos con una completa dieta mediterránea. A María Valverde ser celiaca le ha ayudado mucho a aprender de nutrición. Eso sí, la protagonista de A tres metros sobre el cielo reconoce que “es un placer ir a una hamburguesería y pedir una súper con queso con pan para celiacos. Ese día sonríes”, por eso pide que en España haya más sitios en los que sea posible comer sin gluten.

Cecilia Freire

Es una de las actrices más comprometidos con la divulgación sobre esta enfermedad. La protagonista de Velvet ha tenido que aprender a convivir con este inconveniente y quiere ayudar a que otros hagan lo mismo. Por eso, a lo largo de estos años, ha participado en diferentes programas para desmentir mitos sobre la celiaquía e informar sobre la enfermedad. También ha compartido algunos de sus “truquillos” para poder comer tranquila cuando viaja a sitios en los que la gastronomía no es tan previsible: lleva una plantilla en el idioma del país al que va.

Amaia Salamanca

Amaia Salamanca es una de las actrices españolas que más puede presumir de figura. Y no solo porque se mantenga activa gracias al deporte, sino porque el no poder tomar gluten le ha obligado a tener que cuidar su alimentación, llegando incluso a reconocer en una entrevista en 2011 que nunca se había puesto a dieta. Asegura que come mucha fruta y verdura, por lo que seguro ser celiaca no le supondrá ningún sacrificio, aunque reconoce que hay momentos en los que se permite algún capricho porque es adicta al chocolate con leche.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí