Al final de esta serie no podía faltarle un nuevo gazapo

PUBLICIDAD

- Advertisement -

Dos semanas después de la escena donde aparece un café para llevar, los seguidores de Juego de Tronos han detectado otro error en el último capítulo de la serie 

El final de Juego de Tronos ha dividido a sus seguidores, así como toda la octava temporada. Sin embargo, los últimos episodios de la serie pasarán a la historia, además, por sus gazapos.

- Advertisement -

Si hace dos semanas fue el café para llevar situado al lado de Daenerys en la mesa de Winterfell, el error de doblaje de Ser Davos en el “she can’t see us” (lo doblaron fonéticamente, como “sicansíos”) o la mágica regeneración de la mano de Jaime Lannister en una imagen promocional del capítulo 5, esta vez ha sido una botella de agua la gran protagonista. 

Así es, una botella de plástico aparece, casi de manera imperceptible, escondida detrás de las piernas de Sam cuando los representantes de cada casa se encuentran en Pozo Dragón. 

Termina una de las mejores series de la historia y, con ella, algunos de sus más famosos gazapos a lo largo de nueve años, como aquel extra que apareció en vaqueros en uno de los primeros episodios; la cambiante cicatriz en el pecho de Jon Nieve o cómo la hechicera Melisandre, que si se quita el collar envejece rápidamente hasta morir, aparece en una escena dándose un baño con su cuello totalmente desnudo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí