Adú: Cuando los destinos se cruzan en el juego extraño de la vida

0
540

Un defensor activo del medio ambiente, petrificado ante la imagen de un elefante muerto producto de la caza indiscriminada y furtiva, tiene además que asumir una parte de los problemas de su hija que regresa a España. Al mismo tiempo un niño y su hermana intentan escapar de Camerún, viajando como polizones en las entrañas de un avión, y también un grupo de funcionarios guardias civiles esperan ansiosos el ataque furioso de una multitud proveniente del Sahara que está saltando la valla limítrofe.

Estas tres situaciones no tienen una aparente relación entre ellas o algún enlace, sin embargo, están unidas por un mismo tema central. Una vez que sus destinos se crucen, la vida de estas personas no será como antes y deberán sucumbir a sus destinos. Esta es la premisa base de una de las producciones españolas más comentadas y vistas de los últimos meses.

Adu, realizada por Ikiru Films junto a Mediaset España, Telecinco Cinema, La Terraza Films y Netflix, entre otros, es una película de género dramático, distribuida por Paramount Pictures.

La producción y la trama

Con un guión de Alejandro Hernández, la producción de Alvaro Agustín, Javier Ugarte, Edmon Roch, Ghislain Barrois, y unidos a la dirección de Salvador Calvo, «Adú», ha logrado calar, no solo en los consecuentes espectadores de la plataforma Netflix, sino dentro de la crítica especializada en cinematografía, donde la catalogan de excelente, cruda, dramática y realista, además de muy bien producida y dirigida.

La película toca temas difíciles relacionados con la inmigración, los problemas a los que se enfrentan los refugiados, las disposiciones legales, los sentimientos, emociones y hasta las verídicas e insólitas opciones que esas personas tienen a la hora de escapar de gobiernos autoritarios. Muestra las dificultades de un viaje con dirección a países libres, arriesgando sus vidas si es posible para cumplir con su propósito.

Adu también se dirige hacia la necesaria y crítica atención que debe tener en el mundo sobre la caza furtiva, principalmente en áfrica, donde se sigue efectuando año tras año y donde el reino animal son los que acarrean las peores consecuencias. 

Una reseña crítica respecto a la película refiere que su tema tiene elementos parcializados para complacer a la industria del cine, enfocando solo el punto de vista de aquellos que ven la situación desde afuera, como un ojo visor o desde la visión de los afectados, dando por entendido que la película se sitúa bajo un solo panorama.

Otros factores en el éxito

A pesar de que el film ya tiene varios meses de su paso por las carteleras, es ahora de la mano de Netflix que ha tenido significativa relevancia. La trama del niño y su hermana para encontrar abrigo en España junto a su padre, luego de la muerte de su madre, es el gancho dramático que por su forma conmovedora, bien dirigida y actuada, logró la mayor atención entre los espectadores que la han visto. 

Luego, una vez que el espectador ya ha logrado su atención absoluta y abocada al film, temas como la corrupción, la burocracia, el poder y la influencia, terminan de ser los ingredientes concentrados que se unen para ofrecer al espectador la forma de un gran plato difícil de digerir a la primera.

La película también fue centro de polémicas ante situaciones y temas sobre la xenofobia o el racismo. Esto por el hecho de sus protagonistas blancos, o de una visión intimista y sesgada por parte de realizadores también inmigrantes, que obviamente le daría una connotación radical. 

Aun así, la película logra su cometido, que es sencillamente llegar a tocar las partes sensibles y emotivas de los espectadores, ofreciendo un film para reflexionar con muchos momentos pesados y sorpresivos, que intentan ser afines con la realidad actual.

El reparto

Adú tiene un elenco de figuras importantes, entre las que están: Luis Tosar, Moustapha Oumarou, Anna Castillo, Zayiddiya Dissou, Jesús Carroza, Nora Navas, Álvaro Cervantes y Ana Wagener entre otros.

Su recaudación se estimó en más de 1.700.000 euros con  más de 290.000 espectadores, por lo que la llevaba en camino de ser la más exitosa del 2020, pero truncada en ese sentido a raíz de la situación de confinamiento.

La película se presentó en el «Pase especial» en Benín, en un evento premiere en África el mes de febrero, en honor a los hechos reales que inspiraron sus historias. En estos momentos, el largometraje es una de las películas más vistas y recomendadas entre los cinéfilos del mundo este año, quienes obligados a estar en casa, tienen en el streaming un aliado indiscutible y necesario que seguirá buscando ávidamente historias importantes como en beneficio del espectador.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí